22 de noviembre de 2009

Viena: Una Catedral, dos sexos y cafés.



Stephansdom, la Catedral de Viena, dedicada a san Esteban y en Stephansplatz, claro. Del s. XII y cruz latina. Pura verticalidad, como marcan los cánones del gótico. Fue destruida durante la II GM.

Situada en una encrucijada: Rotenturmstr., la musical Kärntnerstr. (conocida desde antaño como la "Broadway de Viena") y, algo más allá, Graben.

Personalmente, añadiría Hohermarketstr., al lado del Anker (el famoso reloj) Así, mientras se descansa disfrutando de la famosa käsekrainer (probadla con mostaza dulce) en el "chiringuito" cercano, contemplaremos un pequeño espectáculo: cada hora decenas de turistas, como yo, se agolpan en ordenada fila frente al reloj, cámaras en mano.

Por cierto, aunque olvidado por muchos, el reverso del reloj también tiene su interés.

Volviendo a la Catedral. Al parecer, Mozart (omnipresente por aquí) celebró su boda. Y su funeral. En su tejado, formado por unos 250.000 azulejos zigzagueantes, se dibuja el escudo de Austria. A la puerta principal, se la llama "de los Gigantes", y su lateral, "de los Cantores". Su torre, estilo gótico flamígero, se alza a unos 136 m de altura.

Las catacumbas se pueden visitar. Ya que estamos...

Y, ahora, un juego: esculpidas en una de las paredes exteriores, se pueden observar sendos símbolos de la fertilidad (masculino y femenino) Una pista: situaros frente a las torres paganas y recordad que, antiguamente, por las puertas laterales entraban los fieles separados por sexos: por la izquierda, las mujeres; por la derecha, los hombres.

Bueno..., aunque esto pueda despistar un poco...

Aviso para navegantes: el café y los camareros vieneses. Todo viajero sabe, por experiencia, que cada pueblo tiene sus peculiaridades. Y se han de asumir. Para eso se viaja: para conocerlas y respetarlas, aunque puedan resultar chocantes. Digo esto por los camareros de las típicas cafeterías del lugar.

Y, ahora, lo del café y sus clases: brauner, melange, kurz, obers, mokka, kapuziner, schwarzer, konsul, kafreinfreier kaffee, turkischer, espresso, espresso gestreckt, einspanner, not stronk.

¿Qué significa esto? Pues que a un camarero, de una típica cafetería vienesa, no le podéis pedir un simple "café, por favor".

Advertidos estáis.

El centro histórico de Viena, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO


Viena: www.wien.gv.at

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Se terminó allá por el s.XV

Anónimo dijo...

A sus pies teneis calesas para recorrer la ciudad en plan turista-romantico.

Anónimo dijo...

No os olvideis de los dulces...

Anónimo dijo...

En la calle Kohlmarkt nº 14 se encuentra la famosa pasteleria Demel. Hay de todo y más. Pero muy caro.

Anónimo dijo...

En Rotenturmstrasse, 4 esta Bizi. Un autoservicio en el que se puede comer barato y a cualquier hora (pizzas, pastas, etc)Saludos

Anónimo dijo...

Encontrareis una gran variedad de salchicas, además de la kasekrainer: burnhaul, bratwurst, frankfurter, klobassi... En fin, buen provecho.

Anónimo dijo...

No perderse pasear por la Naglergasse, una íntima calle peatonal que cuenta con hermosas fachadas barrocas (sobre todo las de los nºs 13 y 21)

Anónimo dijo...

Reloj Anker, de 1914. Cada hora sale un personaje, y a la derecha del reloj hay un listado con los personajes que salen. Cuenta con música.

Anónimo dijo...

Y en Mariahilferstrasse, los conocidos grandes almacenes.